La devaluación y la crisis acorralan a industrias y agro

Back to Blog

La devaluación y la crisis acorralan a industrias y agro

El Deber – Fernando Rojas Moreno
Sectores afectados piden trabas paraarancelarias temporales para proteger el mercado y salvaguardar la industria nacional.
La avalancha de productos con precios bajos, principalmente arroz, harina, azúcar, maíz, trigo y soya, atribuida a la crisis y depreciación del real brasileño y del peso argentino e internación ilegal de mercancía de Perú, abarrota los mercados cruceños y tiene a los industriales y agricultores contra la pared.
Para el gerente de la Cámara Agropecuaria del Oriente, Edilberto Osinaga, la desvalorización extraordinaria del precio de los alimentos por el tipo cambiario que rige en países vecinos, Argentina y Brasil, está afectando con mayor fuerza a los arroceros y maiceros, que afrontan una crisis de precio derivada de la sobreoferta y diferencia de costo que ejerce la oferta foránea en los mercados.
El ingreso de harina de trigo, aceite, azúcar, soya y trigo en grano está afectando a los industriales y desincentivando la producción de estos cultivos.
Explicó que los valores referenciales vigentes para el arroz (fanega $us 12) y el quintal de maíz (de Bs 35 a 48) no cubren ni siquiera los costos de producción. Para compensar las inversiones estiman que el costo de la fanega de arroz debe rondar los $us 55 y el del quintal del grano amarillo, arriba de Bs 60.
Desde la perspectiva de Osinaga, más que establecer puntos de control con policías y militares en las fronteras, se deben aplicar medidas paraarancelarias temporales como una medida para salvaguardar la producción primaria nacional.
Los industriales azucareros alertan que por Guayaramerín y Arroyo Concepción de forma ingeniosa, en minibuses, algunos comerciantes internan el ‘grano blanco dulce’ desde Brasil. Temen que esta acción indebida deprima los precios días previos al inicio de la zafra 2015 que se prevé para fines de este mes.
En criterio del titular de la Cámara de Exportadores de Santa Cruz, Wilfredo Rojo, la devaluación de la moneda en Brasil y Argentina y ahora en Perú coloca a la producción nacional en una situación desventajosa porque ingresa al país más barata.
Por este efecto negativo que está derivando en perjuicio económico para el sector industrial y agrícola, a su juicio, se debe modificar el tipo de cambio de la divisa nacional para competir en precio y evitar la destrucción del aparato productivo, además de implementar medidas arancelarias para los productos que están ingresando y compitiendo con la industria nacional.
Desde la Federación Nacional de Cooperativas Arroceras, según la gerenta administrativa Shirley Abujder, el sector tocó fondo por la caída del precio en el mercado nacional.
Abujder detalló que la importación legal y el contrabando que ingresa por la frontera con Argentina, Brasil y Paraguay dejaron pérdidas al sector por valor de $us 45 millones.
El informe de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo) también alerta efectos negativos por el ingreso masivo de productos agropecuarios, como maíz, trigo y soya en grano por Yacuiba, en la frontera con Argentina.
Indicó que técnicos de Anapo hicieron un seguimiento en dicha zona y descubrieron que por el punto de control aduanero ingresa de forma masiva y legal harina de trigo ‘camuflada’ con documentación presentada por el comerciante argentino. Piden que se exija la factura de exportación para cotejar con los datos de la póliza en el lado argentino.
A unos 800 metros del puente fronterizo, en la zona denominada La Quebrada, se verificó el ingreso ilegal, vía contrabando hormiga, de granos de maíz, trigo y soya, dijo. En su criterio, este tipo de eventos genera desincentivos a los productores.
Hernández dijo que preocupa la caída del precio del maíz por debajo de los costos de producción, el desincentivo de producción de 300.000 toneladas de trigo proyectada para la campaña de siembra de invierno y que los productores argentinos vean a Bolivia como un mercado alternativo para colocar la producción de soya.
Punto de venta mayorista
La zona del mercado Los Bosques asoma como el nuevo centro que concentra a los mayoristas que copan la oferta con productos argentinos y brasileños.
En un recorrido por el lugar se verificó que los almacenes que funcionan en la zona lucen llenos de harina, arroz, aceite y manteca que se ofrecen más barato que la producción nacional.
La oferta de harina argentina incluye, entre otras marcas, Don Pedro, Guadalupe, La Teresina, Virgen de Urkupiña, Bajo Honda, Pampa Blanca, Onkel, Letizia y Cañuelas, que se venden entre Bs 160 y 175 el quintal de 50 kilos.
La nacional Princesa, de 45 kilos, se cotiza a Bs 200.
La propuesta de arroz es copada por las marcas brasileñas Mostanda y Brilhante. La bolsa de 5 kilos con dichos sellos vale Bs 35. La nacional Caisy, con igual cantidad, cuesta Bs 40.
La caja de aceite brasileño Soya, que incluye 20 litros, vale Bs 170; la caja de seis unidades de cinco litros del argentino Indigo se cotiza en Bs 190; mientras que las seis unidades de cinco litros de los nacionales Fino y Sabrosa valen Bs 305.
En la oferta de manteca mandan las brasileñas que también compiten en precio. El envase de 16 kilos de la marca Aliben vale Bs 205; la Floresta, a Bs 190; Palmali, Bs 185, y Coopavel, Bs 180. La nacional El Gordito, que incluye 17 kilos, vale Bs 220.
En el mercado La Ramada la oferta peruana, argentina y brasileña compite en precio con la que se produce en el país.
En la lista asoman detergentes, papeles higiénicos y pañales peruanos, arroz, cerveza y mantecas brasileñas y harinas de trigo y leches en polvo argentinas.
Según comerciantes, estos productos ingresan al país por contrabando. Indicaron que esta actividad regula y evita que los fabricantes distorsionen los precios en los mercados.
Para ver la página de origen haga click aquí

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog