ESPAÑA: Debe ajustar 41.200 millones para reconducir su deuda al 60% del PIB en 2030

Back to Blog

ESPAÑA: Debe ajustar 41.200 millones para reconducir su deuda al 60% del PIB en 2030

EXPANSIÓN – Jueves, 06.03.14


Si el Gobierno da por terminados los ajustes estructurales de las cuentas públicas (recortes de gastos o subidas de impuestos recurrentes) la ratio de deuda pública sobre el Producto Interior Bruto seguirá subiendo hasta el año 2022, hasta el 113%, según indica un ejercicio de cálculo publicado ayer por la Comisión Europea. A partir de esa fecha, el nivel de deuda pública solo descendería muy lentamente. Tanto, que en el año 2030, fecha en la que acaba la simulación, la ratio deuda / PIB seguiría en torno al 110% y sin visos de bajar de ese nivel. En su lugar, para que la deuda pública se sitúe en el 60%, objetivo del Pacto de Estabilidad y Crecimiento, en el 2030, España necesitaría un ajuste adicional superior a los 41.000 millones de euros hasta 2018. Bruselas identifica el incremento de deuda pública como uno de los desequilibrios que necesitan de nuevas medidas por parte del Gobierno para corregirse. “Una mayor consolidación fiscal a medio plazo será necesaria para bajar el nivel de deuda del gobierno. Los modelos de simulación revelan una tendencia subyacente alcista a medio plazo en ausencia de más consolidación fiscal, seguida por una estabilización a un nivel elevado”, afirma el Análisis en Profundidad de los desequilibrios económicos españoles publicado ayer por la Comisión Europea. El Pacto de Estabilidad y Crecimiento de la Unión Europea obliga a los países a reducir a medio plazo sus niveles de deuda pública al 60% del Producto Interior Bruto. Según los cálculos publicados ayer por la Comisión Europea, el esfuerzo fiscal que debería realizar España para alcanzar ese objetivo en 2030 es enorme. Ese escenario asume que España va a realizar los esfuerzos fiscales estructurales que le pide la UE hasta 2016 (de 28.800 millones de euros) y que a partir de entonces va a aplicar medidas de ajuste equivalentes a 0,6 puntos porcentuales del PIB durante 2017 y 2018. A unos 6.200 millones por ejercicio, el ajuste estructural necesario para reconducir la deuda pública en 14 años ascendería a 41.200 millones de euros. El gasto público de España supera en estos momentos los 450.000 millones de euros. Sobre si este ajuste debería llegar vía recorte de gasto o subidas de impuestos, Olli Rehn, comisario de Economía de la UE, ha defendido en repetidas ocasiones que, a partir de ahora, España no tiene más margen para subir impuestos sin dañar la economía, y que los ajustes deben centrarse en la reducción inteligente del gasto público. Sin embargo, la Comisión también indica que es muy pronto para bajar los impuestos. En estos momentos, el Gobierno está trabajando en una reforma fiscal que pretende ensanchar las bases imponibles y recortar los tipos impositivos.
Para revisar la página de origen haga click aquí
 

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog