“Mercado debe regular los precios”

Back to Blog

“Mercado debe regular los precios”

Noticias Bol – El Diario
Mientras Armando Méndez señala que el precio de la carne como del pan debiera ser libre y no ser controlado; el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce Catacora, en su exposición en Francia, dijo que no “cree en el mercado, ya que a este no le interesa que el boliviano pueda comer”
Mientras el analista económico Armando Méndez señala que el mercado debe regular los precios de los productos, el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce Catacora, dijo en París que no creen en el mercado. La semana empieza con problemas para el país, los panificadores anuncian aumento del precio del pan y la carne empieza a subir de valor.
La amenaza de panificadores y distribuidores de carne, de aumentar el precio de los productos, pone en prueba las políticas del Gobierno sobre el control del mercado. En los últimos años el Gobierno, a través de acuerdos, con los sectores productivos ha logrado con controlar las alzas, pero esta vez se le hace cuesta arriba, más cuando elimina subvenciones a algunos productos; y en caso del sector cárnico, la administración tributaria señala la obligatoriedad de frigoríficos y distribuidores de carne su inscripción al padrón de contribuyentes.
En el último caso, luego de los operativos realizados por la entidad recaudadora a frigoríficos y distribuidores de carne, verificó que algunos no contaban con un Número de Identidad Tributaria (NIT), y conminó a ambos a que regularicen su situación; mientras tanto clausuró aquellos que no contaban con un NIT.
La decisión asumida por la entidad estatal generó protesta y marchas. A pesar de las reuniones que realizaron los primeros días del presente mes, el Gobierno y distribuidores mayoristas no llegaron a un acuerdo; anunciaron paro indefinido a partir de este lunes.
Mientras tanto los panificadores informaron que a partir de este lunes el precio del pan de batalla se incrementa en 10 centavos, es decir que el valor del producto tendrá un costo de 50 centavos.
Por su parte, el director de la Empresa de Apoyo a la Producción de Alimentos (Emapa), Avelino Flores, informó que la entidad en coordinación con los supermercados ofrecerá el pan popular a 40 centavos por unidad; con respecto a la carne, dijo que adquirirán el producto para evitar el desabastecimiento.
Señaló que el pan de batalla se elabora en menor cantidad. Por su parte, los panificadores anunciaron que o comprarán harina de Emapa, sino del mercado local.
Ese anunció provocó incertidumbre en la población ya que no entienden la intención de los panificadores al comprar harina a precios más altos a los que oferta Emapa.
MERCADO
Por otra parte, para Méndez el incremento del precio de la carne ofertada en los mercados se justifica debido a la política de impuestos, después de detectar que el sector comercializador no tributa al Estado.
“El IVA, como en todos los productos que facturan, es pagado por el consumidor. Por lo tanto, será en el mercado donde se definan los nuevos precios de la carne, conforme a la oferta y demanda de la población”, explicó.
Mientras tanto la entidad recaudadora aclara que no es objetivo de la Administración Tributaria controlar a las “caseritas” que venden carne en los barrios ni a aquellas que expenden en los mercados, o aquellos lugares que ofertan carne de res o de pollo al detalle, ya que cumplen sus obligaciones tributarias en el Régimen Tributario Simplificado (RTS) y no tienen la obligación de emitir factura.
Para el analista tanto el precio de la carne como del pan debiera ser libre y no ser controlado, como pretende el Gobierno, debido a que en las reglas del mercado son los demandantes quienes requieren o rechazan el consumo de un determinado productos.
Mientras tanto el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce Catacora, durante su intervención en el foro económico sobre América Latina y Caribe en Paris, Francia, dijo: “No creemos en el mercado. Al mercado no le interesa que los bolivianos puedan comer”, y explicó que la “base” del crecimiento económico del país es “el estímulo de la demanda interna”, que genera un “incremento de producción”.
MARRAQUETA
Mientras tanto, en el mercado Rodríguez, los productores de pan de batalla informaron a los vendedores del incremento del pan de batalla, a 50 centavos; los comercializadores mostraron su desacuerdo, ya que el solo anuncio de aumento de precio provocó una reducción del consumo de la marraqueta.
“Nosotros vendemos el producto; y no estamos de acuerdo en recibir marraqueta a Bs 0,50, porque significa que debemos vender a 0.60 o 0,55, que no representa una ganancia para nosotros, la gente va a rechazar. Y para no quedarnos con el producto, preferimos no recibir”, explicó María Conde, una de las comercializadoras.
En la actualidad la elaboración de la marraqueta ha disminuido en un 30%, y el pan redondo se oferta en el mercado en un 70%.
DIVISIÓN
Entretanto al interior de los comercializadores de carne se observa una división, por un lado el sector de La Paz anuncia acatar el paro, mientras los de El Alto aseguran abastecimiento normal, pero ofertarán más producto del altiplano.
La carne del Beni o Santa Cruz tendrá dificultad de ingresar a los mercados, ya que los distribuidores y frigoríficos inician un paro indefinido a nivel nacional.
Para ver la página de origen haga click aquí

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog