Analistas creen que un mayor gasto causa el déficit proyectado

Back to Blog

Analistas creen que un mayor gasto causa el déficit proyectado

Página Siete

El superávit de otros años obedeció a la baja ejecución presupuestaria, afirman.
Analistas observan que el mayor gasto gubernamental es una de las razones del déficit que proyecta el Ministerio de Economía. En gestiones pasadas, la baja ejecución presupuestaria permitía un superávit en las finanzas.
El expresidente del Banco Central de Bolivia (BCB), Armando Méndez, opinó que este año el Gobierno tuvo una mayor ejecución de recursos. “Este año está acelerando el gasto público en comparación con el pasado y por eso el Gobierno espera que habrá un déficit”, explicó.
La anterior semana, el ministro de Economía, Luis Arce, anunció que para este año habrá un reducido déficit o un reducido equilibrio fiscal después de ocho años seguidos de superávit. “Vamos a tener un equilibrio en las cuentas fiscales o, tal vez, dependiendo de la recaudación de los impuestos en los siguientes cuatro meses, un pequeño déficit, pero nada importante”, declaró la autoridad.
El superávit registrado en 2006 fue de 4,5%; en 2007 llegó a 1,7%; en 2008 a 3,2%; en 2009 a 0,1%; en 2010 a 1,7%; al año siguiente llegó a 0,8%; en 2012 a 1,8%; y en 2013 a 0,7%.
Méndez remarcó que en los años anteriores el Congreso aprobaba los presupuestos con déficit y que el nivel de inversión no cubría las expectativas y terminaba el año con un presupuesto con saldos positivos.
Sin embargo, en esta gestión hay un mayor gasto corriente y de inversión “por una razón básica, estamos en un año electoral y es por eso que el Gobierno está gastando lo que no hizo en 2012. Es la típica respuesta al año electoral”, subrayó.
El también expresidente del BCB, Juan Antonio Morales, aseguró que “el gasto público fue muy dinámico y expansivo este año”.
Explicó que en 2013 el gasto en términos reales creció en un 8% y en términos nominales en 14,2%.
“Por eso, el gasto de inversión pública es de casi 53.000 millones de dólares. Una cifra muy grande. Todo eso está presionando sobre las cuentas fiscales”, remarcó.
También supuso un saldo negativo porque algunos ingresos están disminuyendo. “Ahora existe una baja del precio del petróleo que puede afectar al gas natural. Además de la caída sostenida del oro”, agregó.
Morales sugirió, para que la brecha fiscal no sea muy alta, que se recorten algunos programas de inversión pública y se ajuste el gasto corriente.
El ministro Arce sostuvo que el Plan Patujú y la realización de eventos en el país ocasionaron un mayor gasto.
Empresas públicas dan cifras negativas
Las empresas públicas hasta mayo registraban un déficit de 1.451 millones de bolivianos, según datos del Viceministerio del Tesoro.
Sus ingresos eran de 27.040 millones de bolivianos y sus egresos de 28.491 millones de bolivianos (ver gráfica), revela el reporte.
“Las empresas tenían superávit; pero los últimos años comenzaron a invertir y eso está llevando al gasto. Toda empresa es deficitaria por principio económico, porque financian su inversión endeudándose”, opinó el economista Armando Méndez.
El también economista Juan Antonio Morales considera que las compañías públicas tienen pérdidas porque “están en la fase de inversión”.
Sin embargo, aseguró que se debe analizar qué tipo de inversiones realizan.
Superávit y déficit
Cuentas El superávit fiscal implica que los ingresos del país son mayores a los gastos. Los expertos informan que en años pasados el superávit se debía a la baja ejecución del presupuesto.
Alternativa El Gobierno informó que espera llegar a fin de año con un déficit mínimo o un equilibrio en las cuentas fiscales. Para ello, prevé incrementar las recaudaciones de Impuestos y Aduana mediante una mayor exigencia.
Para ver la página de origen haga click aquí

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog