Página Siete • Campamento de Lliquimuni se retira tras resultado negativo • 22/03/2016

Back to Blog

Página Siete • Campamento de Lliquimuni se retira tras resultado negativo • 22/03/2016

YPFB dice que hallaron volúmenes “no comerciales”. En 2011, el Gobierno anunció que había un trillón de pies cúbicos de gas.

El campamento petrolero situado en Lliquimuni, en el norte de La Paz, comenzó la retirada, luego que un informe técnico de YPFB Petroandina revelara que el pozo LQC-X1 dio negativo y confirmara que no se encontraron hidrocarburos en volúmenes comerciales.
YPFB admitió que en Lliquimuni culminaron con el hallazgo de una presencia de volúmenes hidrocarburíferos  “no comerciales”.
No obstante, precisó que la información técnica recolectada del subsuelo revela  la existencia de un sistema petrolero activo en el área, lo que permite aún mantener posibilidades técnicas en el bloque.
De acuerdo con el  informe de YPFB Petroandina, al que accedió ANF, en Lliquimuni, comunidad Las Delicias del municipio Alto Beni,  en el norte de La Paz, se comenzó a desmontar el taladro con la correspondiente pérdida que representa para el Estado.
La decisión fue asumida luego de obtener los resultados negativos de las operaciones de evaluación. Al encontrarse este campo en el departamento de La Paz, una zona no tradicional en materia hidrocarburífera, desde el Gobierno  se creó grandes expectativas a la posibilidad de generar nuevos ingresos a partir del éxito casi asegurado de la fase de exploración.
Desde  2011 se anunció, tanto en YPFB como en el  Ejecutivo, un potencial de 50 millones de barriles de petróleo y  un trillón de pies cúbicos de gas que podría contener esta área.
En diciembre de 2014 se inició la perforación del pozo exploratorio en el área Lliquimuni.
La operación del equipo estuvo a cargo de la empresa china Sinopec, con un costo aproximado de 50 millones de dólares. La misma firma realiza otras tareas de exploración sísmica 2D en la Amazonia, con una afectación de 59 comunidades indígenas.
El presidente de YPFB, Guillermo Achá, aseguró que la información técnica que se recolectó es “tan abundante” que los estudios que se estima realizar demandarán por lo menos entre seis a ocho meses, pues la evaluación e interpretación se  efectuará mediante   herramientas computacionales de última generación y por un grupo de geocientistas.
“En el caso de ser positiva la toma de decisión de ir a un segundo pozo exploratorio, se requeriría por lo menos de ocho  meses para realizar la gestión de una nueva licencia ambiental para la perforación de un segundo pozo, 16 meses para la construcción del camino y planchada y 12 meses para la perforación del nuevo pozo”, dijo.
Enfatizó que el subandino norte   es un plan exploratorio “importante”  y que debe seguir vigente.
Los datos preliminares
A fines de diciembre de 2014, YPFB afirmó que en un año se conocerían los resultados de la exploración en Lliquimuni, es decir, a fines de 2015, pero hasta la fecha no hay un informe oficial.
Según el Gobierno, Lliquimuni es  una solución para la problemática de la insuficiencia de diésel, carburante que se importa y es vendido a un precio subvencionado en el mercado interno.
Para ver la página de origen haga click aquí.
Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog