Back to Blog

Página Siete • CEDLA: Aumentó el empleo, pero a expensas de la calidad • 22/01/2017

Según la experta, en los últimos 11 años factores como el valor adquisitivo de los salarios y la ocupación urbana apenas variaron.

El empleo en Bolivia creció en los 11 años de gobierno del Movimiento Al Socialismo (MAS), pero su calidad se deterioró, indicó Silvia Escóbar, investigadora del Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (CEDLA).

Según datos del Ministerio de Economía, presentados por el presidente Evo Morales durante los actos del 6 de agosto pasado, el 2015 la tasa de desempleo en el país se situó en 4,4%.

Morales recordó que en 2006 la tasa de desempleo era de 8,1% y que conforme pasaron los años y con la implementación de programas y políticas este número descendió hasta un 3,5%.

No obstante, si se observa lo que ocurre en América Latina, la situación de Bolivia está dentro de los parámetros más bajos. “La tasa de desempleo es del 8,1%, estamos con 4,4%”, sostuvo Escóbar.

De acuerdo con su análisis, el empleo se ha incrementado en sectores como el comercio, los servicios personales, el transporte y la construcción.

“Estos sectores hacen uso intensivo de la mano de obra, pero sin sujetarse a los derechos laborales establecidos por ley”, observó.

La investigadora además reconoce dos momentos en los últimos 11 años para la mayor generación de fuentes de trabajo, la primera entre 2006 y 2010, en la cual se experimentó un crecimiento importante de la fuerza laboral en los sectores público y privado.

A partir de 2010, señala Escóbar, el empleo continuó creciendo, pero a un menor ritmo a la par del crecimiento económico.

“Más o menos en 2014 es cuando se pierde el ritmo de crecimiento del empleo, además es en este periodo en el cual se ve de mejor manera el deterioro de las condiciones laborales”, precisó.

De acuerdo con datos del CEDLA, en 2006 el 60% de la fuerza laboral mantenía trabajos estables, mientras que para 2015 solo el 40% se encontraba en esa categoría.

“Esto por procesos de subcontratación y terciarización laboral que se han dado en los diversos sectores”, explicó.

Asimismo, Escóbar apunta a la poca diversificación de la economía, que también influye en la generación de empleos de calidad. “La promesa de este Gobierno fue el cambio de matriz productiva, de un modelo exportador extractivista a uno industrial productor, sin embargo, ese cambio no se dio”, cuestionó la investigadora del CEDLA.

Este es uno de los factores que habría incidido en el estancamiento del sector manufacturero industrial, el cual es el que absorbe la mayor cantidad de trabajadores.

Por otro lado, desde 2006, el valor de los salarios se han mantenido bajo con respecto al costo de vida. “Hasta 2010 los salarios prácticamente no habían aumentado en términos de su valor adquisitivo, ya que todo lo que se había logrado en incrementos era rápidamente erosionado por la inflación y en la segunda etapa, si bien existieron aumentos nominales importantes, no fueron acatados por todas las empresas ni por el sector público”, añadió.

Respecto a la tasa de ocupación urbana, los datos del CEDLA señalan que tampoco hubo un cambio significativo entre 2006 y 2015, manteniéndose entre 54% y 55%.

Para ver la página de origen haga clic aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog

Particle Achumani, Calle 11, Nº 100
entre Av. García Lanza y Av. Alexander
T: 591 2 2799848 | 591 2 2794740
La Paz • Bolivia
Suscríbete Y sé parte de nuestra
comunidad de investigadores