El Deber • Privados temen por más empleo informal

Back to Blog

El Deber • Privados temen por más empleo informal

El Centro Boliviano de Economía (Cebec) advirtió ayer que la situación de empleo en el país es bastante dificultosa. Según el reporte, el 60% de los trabajadores se encuentra al margen de las leyes laborales, es decir en la informalidad. Ante esa situación, recomienda al Gobierno tener en cuenta este precedente, puesto que en las próximas semanas se promulgará el nuevo código laboral que, según el proyecto propuesto y difundido a la población, puede encarecer más los costos laborales e incrementar la informalidad.

El estudio da cuenta de que en el cuarto trimestre del año pasado la tasa de desempleo alcanzó un 7,43%. Un fenómeno que se repite es que la tasa de de-sempleo de la mujer es más elevada que la del hombre, aspecto considerado normal en las economías del mundo.

Asimismo, el informe destaca que un 40% de la mano de obra trabaja en microempresas que tienen entre uno a cuatro trabajadores, y un 27% trabaja en pequeñas empresas que tienen entre cinco a 14 trabajadores.

“El desempleo afecta en mayor medida a las mujeres, a los jóvenes y a las personas con menor educación; todos estos sectores pertenecen a los grupos más vulnerables.

Por ello, plantean que la nueva normativa laboral  no sea muy severa, en especial para los micro y pequeños empresarios, o la informalidad aumentará.En caso  de que la normativa laboral sea rígida, la informalidad puede incrementarse en el país”, alertó el ejecutivo del Cebec dependiente de la Cainco, Roberto Orihuela.

El presidente de la Federación de Empresarios Privados de La Paz, Juan Enrique García, coincidió con el informe, aunque considera que la cifra de la informalidad es más del 60%.

“Si hay un código laboral rígido con esos famosos decretos que han salido en mayo (pago de quinquenios y formalidad de las empresas terciarizadas) va a desincentivar otros emprendimientos. Esto tiende a que el ámbito informal crezca mucho más y eso es nocivo para el país porque no se paga impuestos, tampoco los aportes a las AFP y encima el empleo es poco sostenible, de baja calidad y de subsistencia, por lo tanto la nueva normativa laboral tiene que ser algo más racional y que se pueda ejecutar”, sugirió García.

Consultado al respecto, el presidente del Colegio de Economistas de Bolivia, Waldo López, corroboró el informe e indicó que el empresario boliviano tiende a sufrir si es que el Poder Ejecutivo insiste en la aprobación de normas rígidas.

“La tendencia es que la informalidad aumentará en los próximos meses. En este momento existen dos tipos de datos sobre el desempleo abierto, uno del Cedla, que afirma que es del 11%, y otro del Gobierno, que es del Instituto Nacional de Estadística (INE) que indica que es del 7,8%. El análisis del Cedla es más creíble porque es una institución especializada en este campo, además que es independiente. A ello hay que agregar el subempleo que, según el propio INE, asciende a un 33%.

Tanto empresarios como economistas sugieren al Gobierno primero, fomentar el empleo formal erradicando el contrabando, segundo, eliminar los regímenes simplificados y otros especiales; tercero, hay que generar incentivos tributarios y, finalmente, otorgar financiamientos para lograr la reactivación de inversiones y generar iniciativas para la inversión extranjera.

El Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agropecuario (Cedla) en su informe anual dijo que el desempleo era del 11,8%.

Fuentes gubernamentales señalan que la tasa de de-sempleo cayó del 7% al 6,7% en la pasada gestión, como resultado de las políticas económicas y sociales.

Los ministros de Economía, de Planificación y de Trabajo no pudieron ser contactados. La ministra de Planificación Viviana Caro, dará fijará hoy una posición.

Para mayor información haga clic aquí

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog