Correo del Sur • Cedla critica la Ley de Pensiones y la inestabilidad del Fondo Solidario

Back to Blog

Correo del Sur • Cedla critica la Ley de Pensiones y la inestabilidad del Fondo Solidario

Según estudios realizados por el Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (CEDLA) el proyecto de Ley de Pensiones del Gobierno establece rentas bajas, y advirtió que el Fondo Solidario no es estable porque podrá ser revisado cada cinco años.
Según el reporte del Centro, el cálculo realizado por el Gobierno establece una renta solidaria mínima de 476 bolivianos, 679, 890, 1.110, 1.200 y 1.300 bolivianos. Este es el primer grupo que determinó el Ejecutivo.
El otro grupo de personas está relacionado con rentas desde 476 hasta 2.400 bolivianos como máximo, y el último conjunto está relacionado con los mineros.
Este hecho es la confesión de parte del Gobierno de que el sistema de capitalización individual sólo puede otorgar rentas bajas e insuficientes para el sostenimiento de los trabajadores durante su vejez, indicó el analista del CEDLA Carlos Arce.
Por su parte, el viceministro de Pensiones, Mario Guillén, reconoció que el nuevo sistema de pensiones otorga rentas mínimas igual a un salario mínimo nacional de 476 bolivianos para las personas que hayan aportado un mínimo de 10 años al nuevo sistema. “Creemos que con eso puede subsistir”, remarcó.
“Desde los 10 años de aporte, las personas pueden acceder a nuestras pensiones solidarias”; obviamente los montos son menores, enfatizó el servidor público.
Arce advirtió que el Fondo Solidario no es sostenible y existe el peligro de que se incrementen los aportes laborales en la medida en que se necesite más dinero para financiar las rentas solidarias por las bajas pensiones que perciban los trabajadores.
La fuente explicó que el Artículo 31 del proyecto de Ley establece que los “rangos y porcentajes de los aportes establecidos en el presente artículo, serán revisados cada cinco años por el Órgano Ejecutivo, pudiendo ser modificados, en función de las necesidades de financiamiento de la Pensión Solidaria”.
Entretanto, el viceministro Guillén manifestó que el nuevo sistema de pensiones permitirá que los trabajadores realicen aportes adicionales al nuevo sistema de pensiones, independientemente del descuento que se les hace para su jubilación, lo que les permitirá acceder “al final de su vida laboral, a un mayor capital acumulado y mayor pensión”.
A decir del Viceministro, el Gobierno está interesado en captar a los trabajadores por cuenta propia para que accedan a una pensión, tras el aporte que realicen.
“Uno de nuestros objetivos es captar a la gente independiente pero no para darle una pensión sin que aporte, sino para que ellos aporten al sistema y tengan una jubilación cuando tengan 58 años”, remarcó.

JUBILADOS, CON SU RÉGIMEN
El viceministro de Pensiones, Mario Guillén, aclaró que los jubilados del antiguo sistema de pensiones no serán tomados en cuenta por la nueva Ley de Pensiones para que puedan acceder al beneficio de la fracción solidaria.
“No, los jubilados del sistema de reparto tiene su propio régimen, el Estado va a seguir pagándoles como hasta ahora y la ley está siendo legislada para la gente que hoy está aportando al (nuevo) sistema (de pensiones). Las rentas (del antiguo sistema) están en un nivel aceptable”, apuntó.
El secretario general de la COB, Felipe Machaca, lamentó que la nueva Ley de Pensiones siga guardando los principios del neoliberalismo como es el aporte individual y la exclusión de los jubilados del antiguo sistema.

Para mayor información haga clic aquí

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog