Back to Blog

Grupos en situación especial protección en la región andina • Bolivia: Critican proyecto de ley de hidrocarburos

Otro aspecto que se observa en el actual proyecto de Ley es que la elaboración de la ficha ambiental, que actualmente está en manos de las mismas empresas petroleras, pasa a manos de YPFB.

“Sin embargo, si bien representa un avance el traspasar esta responsabilidad a manos de la estatal petrolera,  lo más acertado sería que sea el ministerio del ramo, en este caso el de Medio Ambiente, el que elabore un estudio técnico de esta ficha ambiental. Es decir una instancia que no esté involucrada directamente en la explotación de hidrocarburos”, acotó el investigador.

Rodríguez explicó que el nuevo proyecto de Ley de Hidrocarburos no reconoce la Declaración de las Naciones Unidas respecto a los Derechos Indígenas y “su espíritu en esta materia es meramente mercantil, de compensación económica”.

Agregó que el proyecto de ley establece la misma lógica que hasta ahora se ha mantenido que consiste en que si bien se lleva a cabo la consulta, ésta sirve más que nada para cuantificar el monto de compensación del daño ambiental que causará la actividad exploratoria o hidrocarburífera en general.

“La consulta no es vinculante, no es determinante que los pueblos indígenas acepten o no la exploración y explotación de su territorio, basta con que se lleven a cabo las consultas respectivas. La declaración de las Naciones Unidas ya había superado esta deficiencia y exige el consentimiento de los pueblos. En el proyecto no está mencionada esta obligatoriedad”, afirma.

Prevén discrepancias sobre compensación

Gustavo Rodríguez Cáceres, investigador del Cedib, indicó que el proyecto de ley no reconoce los avances que se han dado en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, especialmente en el artículo 32 que señala: “Los Estados celebrarán consultas y cooperarán de buena fe con los pueblos indígenas interesados por conducto de sus propias instituciones representativas a fin de obtener su consentimiento libre e informado antes de aprobar cualquier proyecto que afecte a sus tierras o territorios y otros recursos, particularmente en relación con el desarrollo”.

Lo que sí está contemplado en el proyecto de ley, a diferencia de la actual, es el reconocimiento de que puede haber discrepancia respecto al monto de compensación que la empresa debe pagar por los daños medioambientales.

“Lo que dice la nueva propuesta es que el Ministerio que esté a la cabeza del sector, promovería la negociación. Ellos podrían negarse a cualquier exploración en su territorio, pero se señala que únicamente tienen derecho a negociar la compensación”, dijo.

Para mayor información haga clic aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Blog

Achumani, Calle 11, Nº 100
entre Av. García Lanza y Av. Alexander
T: 591 2 2799848 | 591 2 2794740
La Paz • Bolivia

Suscríbete

Y sé parte de nuestra
comunidad de investigadores

    Correo electrónico