Jóvenes y salarios en 2014

Saliendo del 2013 y entrando en el 2014, en Bolivia están aconteciendo momentos importantes de negociación en el tema salarial,  y especialmente  en lo que respecta a las y los  jóvenes trabajadores. 

Una noticia que interesa a todos los trabajadores es el pedido que está haciendo la Central Obrera Boliviana (COB) para que se incremente el Salario Mínimo Nacional (SMN).  Desde el último aumento a Bs. 1.200 en el 2013, la tasa de inflación ha sido de 6,48%, lo cual hace que el SMN ya no tenga el poder adquisitivo que tenía al comenzar ese año. Con el  incremento a 2.000 Bs como  como está pidiendo la COB, ese monto cubriría  una parte del costo de la Canasta Normativa Alimentaria (CNA) del año pasado estimado por el CEDLA  en  Bs. 2.120, en el mes de octubre. Como su nombre indica, esta canasta está calculada considerando solamente  los requerimientos nutricionales y energéticos esenciales   para  que una familia tipo de cinco personas pueda subsistir.

Dado que en 2011, nueve de cada 10 jóvenes  estaban ganando por debajo del costo de la  CNA, un aumento del salario mínimo que se aproxime, al menos, al  costo de la canasta alimenticia  no vendría mal.  Sin embargo, hay que tomar en cuenta que los salarios de la mayor parte de  los jóvenes ni siquiera  equivalen al SMN. Así, se conoce que seis de cada 10  jóvenes que trabajan en las ciudades del país, ganaban por debajo del SMN en 2011, lo que quiere decir que con sus salarios difícilmente pueden cubrir todos los gastos que demanda la reproducción de su fuerza de trabajo y mucho menos cuando tienen responsabilidades familiares. 

En este sentido, que en 2014 el gobierno reconozca la necesidad de  fijar el nuevo  SMN y  los incrementos salariales   con referencia al aumento del costo de vida y que éstos sean de cumplimiento obligatorio para actualizar  las remuneraciones de  las  y los asalariados de los sectores público y privado sería un paso importante para mejorar el  nivel de vida de todos los bolivianos.   

Autores